Angela Merkel critica espionaje de Estados Unidos

Angela Merkel durante una intervención ante el Bundestag (Parlamento Federal). Foto: Archivo (EFE).

La canciller alemana Angela Merkel afirmó el lunes que las relaciones entre Alemania y Estados Unidos, así como el futuro de un acuerdo transatlántico de libre comercio, han sido “puestos a prueba” por las versiones de un espionaje masivo de la Agencia Nacional de Seguridad estadounidense, incluso la interceptación de su propio teléfono.

“Las versiones son graves. Deben ser investigadas y, lo más importante, para el futuro se debe restañar la confianza”, dijo Merkel al Parlamento al comienzo de un debate sobre el espionaje estadounidense en Alemania.

Sin embargo, Merkel atemperó sus críticas al declarar que la alianza de Alemania con Estados Unidos “sigue siendo un garante fundamental de nuestra libertad y nuestra seguridad”.

La necesidad de mantener lazos estrechos con Washington y responder a la vez a la indignación pública por el espionaje estadounidense ha sido un desafío para Merkel, que buscó desestimar las versiones cuando afloraron por primera vez en la primavera.

Pero eso cambió cuando la prensa informó el mes pasado que el propio teléfono celular de Merkel había sido interceptado por agentes de la agencia estadounidense (NSA, por sus siglas en inglés). Las versiones desencadenaron una catarata de críticas en Alemania, lo que amenazó una de las relaciones políticas más estrechas en Europa.

En vista de esa situación, el gobierno alemán envió delegaciones a Washington en procura de un pacto de no espionaje con los estadounidenses.

El ministro del Interior, Hans-Peter Friedrich, dijo al Parlamento que Estados Unidos no ha sido lo suficientemente franco en esas conversaciones como esperaban los alemanes.

“Los estadounidenses tienen que ser claros”, afirmó. “No pueden enredarse en contradicciones… El silencio significa que hay todo tipo de teorías de conspiración”.

Frank-Walter Steinmeier, ex ministro de Relaciones Exteriores, dijo que Berlín no debía sentirse satisfecho hasta conseguir “acuerdos confiables, verificables” con Washington para prevenir futuro espionaje.

La serie de revelaciones ha concitado la atención del público sobre el papel de Estados Unidos en la seguridad de Alemania, país en el que hay más de 30 000 soldados estadounidenses estacionados. Las versiones plantean el interrogante de si la soberanía alemana ha sido comprometida, lo que dificulta más a Merkel contener los daños políticos.

El periódico Sueddeutsche Zeitung informó que Estados Unidos lanza ataques en África con aviones teledirigidos desde bases en Alemania. El diario también reportó que más de 50 agentes estadounidenses que operan en puertos y aeropuertos alemanes deciden quién puede viajar a Estados Unidos y disfrutan de inmunidad diplomática y poder “similar a los agentes alemanes de policías y aduanas”.

Una portavoz del ministerio del Interior, Mareike Kutt, dijo a la prensa que los agentes estadounidenses lidiaban con cuestiones de inmigración y “no están autorizados a tomar decisiones relativas a medidas soberanas en Alemania, tales como arrestos”.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s